Inician vedas de cangrejos y langostas

El Director General de Pesca, Hugo Vera Serrano, dijo que desde este jueves 15 de enero y hasta el domingo 15 de febrero la legislación establece una veda por el periodo de reproducción del cangrejo rojo y azul, (Ucides occidentalis) y (Cardisoma crassum), respectivamente.

Mientras, desde este viernes 16 de enero hasta el martes 16 de junio (152 días), rige de igual forma en todo el país la prohibición de capturar langostas de las especies (Panulirus gracilis) y (Panulirus penicillatus), conocidas comúnmente como espinosas.

Vera expresó que durante el desarrollo de estas medidas de ordenamiento se vigilará, con el personal de la Dirección de Control Pesquero, las actividades de captura, tenencia, procesamiento, comercialización y transporte de estas especies.

La Dirección General de Pesca se encargará además de hacer respetar las medidas a través de inspecciones y monitoreos sorpresivos en puertos, muelles, playas y plantas de procesamiento. Otro grupo de inspectores se ha encargado de concienciar a transportistas para que revisen la carga y en los restaurantes para advertir sobre el expendio y consumo de estos productos.

El funcionario destacó en que el cumplimiento de las vedas es importante la colaboración que prestan tanto la Policía Ambiental como la Armada del Ecuador.

El calendario de medidas de ordenamiento repite la veda del cangrejo entre en 15 de agosto y el 15 de septiembre de cada año, pero esta vez por motivo de un periodo de muda del crustáceo. 

“El incumplimiento de las vedas es considerado un delito penal conforme lo establece la Ley de Pesca y el Código Penal”, aseveró Vera.

Además cangrejos y langostas, la administración pesquera también controla desde el 1 enero la veda del chuhueco (Cetengraulis mysticetus), que concluirá el 30 de junio próximo.

Cangrejos y langostas
Biología y reproducción
U. occidentalis, (cangrejo rojo) habita en las zonas de manglares y es un componente vital en los procesos del fondo de esos bosques, siendo capaz de remover cantidades importantes de hojas frescas, flores y frutos de las plantas caídas del mangle.

Se alimenta de especies vegetales pero, eventualmente, pueden  revertir a hábitos carnívoros cuando encuentran una presa muerta en las cercanías de las madrigueras.

El cangrejo rojo también contribuye a la oxigenación de los suelos ya que durante la construcción de sus madrigueras realizan una acción de remoción y aireación del fango; esto permite el intercambio de gases en el sustrato, lo que finalmente potencia la actividad de bacterias aeróbicas encargadas de la descomposición de la materia orgánica, equilibrando la dinámica bio-ecológica del sistema.

El ciclo biológico comprende desarrollo gonadal, comportamiento reproductivo, cópula y fecundación, ovoposición y puesta, incubación de la puesta hasta la eclosión. El apareamiento se realiza durante el inicio de la temporada de lluvias de la zona ecuatorial. De los conductos espermáticos del macho se transfieren los espermatozoides hacia el receptáculo seminal de la hembra, los espermatozoides pueden permanecer viables dentro del receptáculo seminal por más de un año. La formación de óvulos generalmente se realiza varios días después del apareamiento.

Cuando esto sucede, los espermatozoides del receptáculo seminal fecundan a los óvulos a medida que pasan por las aberturas de estas bolsas y posteriormente se adhieren a los pleópodos de la hembra por medio de una secreción mucosa, y permanecen en este sitio hasta que eclosionan.

La reproducción es un factor de autorregulación del crecimiento de una población, y en los cangrejos se ha comprobado que tiene íntima relación con determinados factores ambientales.

Cangrejo azul
El Cardisoma crassum, conocido como cangrejo azul pertenece a la familia Gecarcinidae, puede medir entre uno y 12 centímetros de ancho, sin contar el tamaño de las tenazas, vive en el Océano Pacífico y en zonas estuarinas de este.

A diferencia de otros, el cangrejo azul no está habilitado para permanecer sumergido en el agua (sus branquias toman el oxígeno directamente del aire, en forma similar a como lo hace el sistema pulmonar). Es terrestre y habita en cuevas en forma de jota de uno o dos metros de profundidad, construidas en los terrenos más secos de las regiones de manglares, siempre y cuando, en la parte inferior del sitio existan fuentes subterráneas de agua salada.

El cangrejo azul puede llegar a vivir hasta 20 años, aunque la supervivencia durante los primeros meses es toda una odisea. Una vez al año, durante la primera luna llena de la época lluviosa, los cangrejos emigran de sus cuevas y se dirigen hacia el mar o ríos influenciados por las mareas.

Una vez en el mar, los cangrejos adultos copulan, para luego retornar a sus cuevas. Las hembras dejan en el mar unos 370,000 huevos, de los cuales únicamente el cinco por ciento sobrevive.

En forma de larvas, los futuros cangrejos azules permanecen dentro del agua salada entre 30 y 40 días. Luego deben iniciar el trayecto en busca de un sitio adecuado donde desarrollarse. Se estima que solo el 0.5 por ciento logra establecerse en los manglares.

Langostas
La langosta espinosa, de la familia Palinuridae, tienen una distribución tropical y subtropical y un ciclo de vida muy complejo que incluye una fase larvaria de varios meses de duración.

Tienen una distribución tropical y subtropical desde el Pacífico Oriental de Baja California (México) a Paita (Perú), y las Islas Galápagos (Ecuador).

La langosta tiene  un ciclo de vida muy complejo que incluye una fase larvaria de varios meses de duración. Estas habitan en aguas costeras poco profundas (0 a 18 m), entre las rocas y en las grietas y hendiduras. Los animales son nocturnos. El  tamaño Máximo del cuerpo 32 cm de longitud (machos) y 30 cm (hembras), longitud del caparazón de 1 a 13 cm (machos), y de 1 a 12 cm (hembras).

En Ecuador el género (Panulirus gracilis) es un recurso muy importante en toda la costa, ya que representa un ingreso considerable para la población pesquera en especial la artesanal; empero, la captura de este crustáceo ha disminuido drásticamente debido a una sobreexplotación en su medio natural, inclusive, sin haber alcanzado su desarrollo y tamaño normales. El periodo de veda de seis meses se establece para mantener la sustentabilidad del recurso.
Fuente: FAO.